JALISCO.- El gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez decidió retirar los cargos para dejar en libertad a todos los detenidos durante las protestas del jueves y viernes, en las cuales exigían justicia por el caso de Giovanni López.

El 4 de junio iniciaron las manifestaciones a favor de Giovanni, quien habría muerto a manos de policías municipales de Ixtlahuacán de los Membrillos.

Dichas movilizaciones derivaron en actos violentos y agresiones, que dejaron un total de 28 personas detenidas, entre ellas 6 menores de edad.

Nota recomendada: Han sido 48 horas de resistir ataques que Jalisco no merece: Alfaro

No obstante, al día siguiente las  manifestaciones continuaron en tres puntos de Guadalajara, la cual dejaron a otras 11 personas detenidas, nueve de ellos hombres y dos mujeres.

A través de sus redes sociales, Alfaro expresó que se siente avergonzado por el abuso policiaco estatal y municipal en Jalisco, pues los uniformados actuaron en contra de sus instrucciones explicitas: no usar la violencia, mantener una actitud de contención y pacífica.

DCVC

TAGS EN ESTA NOTA: