De acuerdo con la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), 599 niñas, niños y adolescentes indígenas sufrieron violaciones a sus derechos humanos.

Entre estas violaciones se encuentra la violencia física y psicológica, instalaciones deterioradas, mala alimentación, falta de atención médica por parte de Casas y Comedores del Programa de Apoyo a la Educación Indígena de Oaxaca.

Mediante una queja realizada por la Comisión Permanente de Derechos Humanos del Congreso estatal se iniciaron visitas a los albergues y comedores para estos menores.

9 de 41 casas no cumplen con las condiciones adecuadas para albergar a estos menores pues se encuentran con deterioro y daños estructurales.

En algunos de los comedores supervisados también se detectaron situaciones de desnutrición infantil y problemas de salud de los menores.

La CNDH solicitó reforzar la capacitación de las personas que se responsabilizan de estas estancias, así como impartir pláticas, cursos y talleres sobre el tema de la no violencia.

 

TAGS EN ESTA NOTA: