Ciudad de México.- Gracias al trabajo de inteligencia del gabinete de seguridad del gobierno de México, pero no de “espionaje”, se tuvo conocimiento 10 días antes del atentado contra el secretario de Seguridad Ciudadana, Omar García Harfuch, de que un grupo criminal iba a realizar un ataque en contra de un servidor público en la Ciudad de México, aseveró el presidente Andrés Manuel López Obrador en la conferencia mañanera de este viernes.

"En este caso, creo que 10 días antes se tuvo información de que un grupo iba a trasladarse a la Ciudad de México para llevar a cabo un atentado y se mencionaba a los posibles blancos. Entonces, se dio la instrucción, primero, de informarles y de cuidarlos, protegerlos”, precisó el mandatario.

Ante los representantes de los medios de comunicación que se dieron cita en Palacio Nacional, López Obrador destacó que esta acción ayudó a evitar una tragedia mayor… “aunque fue algo muy delicado”.

Advirtió que aunque en los datos recabados nunca se mencionó contra qué funcionario iría enfocada la agresión, sí se mencionaron varios nombres lo que alertó a su gobierno para tomar la decisión de protegerlos.

“Constantemente hay anuncios, llamadas, amenazas a servidores públicos”, sostuvo.

Omar García Harfuch fue atacado el pasado 26 de junio, cuando iba a bordo de una camioneta blindada, en la colonia Lomas de Chapultepec en la alcaldía Miguel Hidalgo de la Ciudad de México.

En el atentado, realizado con armas de grueso calibre y exclusivas de las fuerzas armadas, murieron dos escoltas y una mujer. Mientras que el titular de la SSC resultó con tres heridas de bala. El mismo García Harfuch responsabilizó ese día al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) de la balacera.

TAGS EN ESTA NOTA: